En la alimentación infantil es aconsejable que los niños no deben comer más ni menos de lo que sus organismos necesitan.

Saber que la dieta equilibrada para niños es la que armoniza la cantidad, la calidad, la proporción adecuada al crecimiento y desarrollo de los más pequeños, es lo que vamos a ver a continuación.

Dieta para niños
Las claves para la elaboración de una dieta para niños

Nutrientes que debe contener una dieta para niños

Proteínas, lípidos, vitaminas, glúcidos, fibra y minerales son los nutrientes que harán de los pequeños de la casa más fuertes y grandes. Pero como no hay ningún alimento que contenga todos estos nutrientes, debes ir combinándolos.

Para la elaboración de una dieta para niños tienes que saber que las necesidades nutritivas de los niños se caracterizan por tener un alto gasto energético para así favorecer su actividad física.

De modo que para elaborar una dieta para niños, esta debe de incluir los siguientes nutrientes:

Nutrientes energéticos Hidratos de carbono y grasas
Nutrientes para el desarrollo y crecimiento Calcio, hierro, fósforo, magnesio y Yodo
Nutrientes constructores Proteínas y sustancias reguladoras como las vitaminas

Siguiendo la anterior tabla vamos a ver qué alimentos son los ideales en cada grupo de nutrientes imprescindibles para que elabores una dieta equilibrada infantil.

Alimentos energéticos

Para que un niño tenga la energía suficiente para todo el día, lo mejor es darles alimentos ricos en hidratos de carbono de absorción lenta.

Los cereales es un estupendo ejemplo de un alimento rico en este tipo de hidratos. También las legumbres son alimentos muy ricos y energéticos.

En la comida de un niño tampoco puede faltar las patatas ya que es un alimento energético, muy socorrido y de fácil digestión.

En cuanto a las grasas, lo ideal es el aceite de oliva. Este tipo de aceite aporta al niño grasas poliinsaturadas que van ayudar a que el colesterol no se acumule en el organismo del niño.

Alimentos que favorecen el desarrollo y el crecimiento

Los alimentos lácteos son los más idóneos para su crecimiento. En caso de que al niño no le guste la leche intenta darle yogurt. El yogurt es un alimento que tiene un alto valor nutritivo o queso que es rico en proteínas y calcio.

Alimentos constructores

En este grupo se incluyen los alimentos ricos en proteínas y vitaminas.

Aquí el hígado de pollo, de ternera o cerdo es un alimento muy completo. Es un alimento rico en hierro, vitamina A y vitaminas del grupo B.

Como el hígado, la carne es una fuente de proteínas y debes saber que las carnes rojas como las blancas tienen el mismo valor nutritivo, lo único que cambia es el contenido en grasas.

Otro alimento que no puede faltar es el huevo. Este alimento tiene un gran aporte proteíco. Mi consejo sobre el huevo es que no se debe comer crudo por lo indigesto que es y por el riesgo de salmonelosis.

No te puedes olvidar del pescado. Este alimento es rico en proteínas y vitaminas. Además es un alimento fácil de digerir y con menos grasa que la carne.

Referente a los alimentos ricos en vitaminas, las verduras son el alimento perfecto. Son una gran fuente de vitaminas, sales minerales, agua y fibra.

Tienes que cocerlas poco o hacerlas al vapor para que sus nutrientes no se pierdan en el agua. Además el agua que has usado para cocer las verduras úsalas para la elaboración de sopas y purés.

Recomendaciones para la dieta de un niño

Después de ver los alimentos esenciales en una dieta para un niño, es el momento de ver algunas recomendaciones para una buena alimentación equilibrada infantil.

  1. Imprescindible beber agua. Como mínimo un litro y medio al día. Los alimentos que aportan agua son la leche, frutas, verduras y zumos.
  2. Reduce el consumo de sal. Debes acostumbrar a los niños a que saboreen los alimentos y que no se acostumbren a comidas con más sal de la cuenta. Así contribuirás a la salud cardíaca de los niños cuando sean mayores.
  3. Utiliza hierbas aromáticas en las comidas. Hay multitud de hierbas aromáticas que te ayudará a que los platos tengan un sabor agradable. Usa laurel, comino, cúrcuma, ajo, albahaca, orégano, eneldo, etc.
  4. Modera el uso del azúcar. Este alimento está considerado como un alimento de calorías vacías y por este motivo debes ser prudente en su uso y no acostumbrar a los niños a su consumo en exceso.
  5. Evítales el consumo de bollería industrial y snacks. Sé a los niños les gusta mucho este tipo de alimentos, pero es mejor que no lo tomen. Son alimentos ricos en grasas saturadas, sal, conservantes y colorantes. Sustancias nada buenas para su salud.

Si te gustó el artículo, ayúdame votándolo aquí para mejorar los contenidos
⇩⇩⇩

¿Cómo debe ser una dieta para niños?
5 (100%) 1 voto

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here