El agua es una sustancia inorgánica compuesta por dos moléculas de hidrógeno y una de oxígeno. El agua es considerada un nutriente por ser esencial para la vida y al igual que las vitaminas y sales minerales no es energética.
Es el compuesto químico más abundante de la naturaleza y esto parece una contradicción con la escasez de agua que padecemos y es que el volumen total de agua sobre la tierra está distribuido de la siguiente forma:

En estado sólido un 2% y en estado líquido nos la encontraremos en un 95% en forma de agua salada y solo un 3% como agua dulce.

Características físico-químicas y microbiológicas

El agua pura a temperatura ambiente debe ser inodora, incolora e insípida. En las aguas que han sido potabilizadas se permite un ligero olor y sabor al potabilizante utilizado. El agua en condiciones normales no es agua pura químicamente hablando, sino que lleva disueltos gases (CO2) o sales minerales (cloruros, sulfatos, nitratos, calcio, magnesio, hierro, etc), puede contener también compuestos orgánicos y microorganismos.
Por lo tanto el agua potable tiene que cumplir, según el CAE (Código Alimentario Español); una serie de condiciones químicas y microbiológicas. Estas condiciones son amplias en España y van desde unas características químicas y microbiológicas convenientes hasta otras tolerables.

  • Son nocivas, si sobrepasan ciertos límites los nitritos, amoníaco, hierro, cobre o zinc, detergentes y materia orgánica.
  • Son tóxicas, los que a muy baja concentración resultan nocivos para la salud, por acumularse y tener una vida media muy larga. Entre ellos tenemos algunos metales pesados como mercurio, níquel, plomo, además de restos de plaguicidas y elementos radiactivos.
Agua y electrolito
Gotas de agua

Importancia del agua en el cuerpo humano

El agua es el compuesto químico no solo más abundante de la naturaleza, sino también de nuestro cuerpo. En el feto representa el 90% de su peso, en el recién nacido un 80% y en el hombre adulto un 65% de su peso corporal, conforme aumentamos la edad este porcentaje va disminuyendo por lo que se dice que “la vida es un proceso de deshidratación”.
La cantidad de agua contenida en los distintos tejidos varia mucho desde un 80% en la sangre, 70% en el músculo, hasta un 15% en el tejido adiposo.
En realidad podemos considerar que el agua está distribuida en dos compartimentos:
el agua intracelular, supondría un 40% y el agua extracelular un 20%.

Funciones del agua

Tenemos que mantener la cantidad de agua corporal constante ya que realiza las siguientes funciones:

  • Forma parte esencial de nuestros líquidos, secreciones (agua extracelular) y de las mismas células (agua intracelular).
  • Es el medio donde se realizan todas las reacciones metabólicas.
  • Regula la temperatura corporal. El agua tiene una gran capacidad de absorber calor, que evita los cambios bruscos de temperaturas en los cuerpos que tienen agua, el agua al evaporarse se lleva el calor.
  • Mantenimiento de la presión osmótica de los líquidos extra e intracelular, si tenemos una membrana semipermeable el agua irá pasando de la solución menos concentrada a la que esté más, hasta que se igualen.
  • Como medio de transporte de distintas sustancias y como medio de excreción de sustancias indeseables, productos de desecho eliminados por la orina, sudor, etc.

Necesidades de agua

Las necesidades de agua son difíciles de calcular ya que pueden variar según la actividad física, clima, etc.
Para un adulto se considera normal de 2’5 a 3 litros al día. Hay algunos autores que proponen 1 ml/Kcal. ingerida. Otros relacionan esta cantidad con el peso corporal y proponen 40-50 ml/Kg. en adultos. En lactantes, una cifra recomendada 150 ml/Kg.
El riñon filtra al día 3 ó 4 veces el volumen total de agua de nuestro cuerpo (150-200 litros) eliminando en forma de orina un 1% del volumen total 1-2 litros. La mayoría del agua y sustancias útiles son reabsorbidas, solo se eliminan los residuos inútiles o nocivos (urea, sulfatos, etc.).
También tenemos otras pérdidas por la transpiración (0’8 litros) y por las heces (0’1 litros).
Es conveniente beber agua para facilitar al riñón la expulsión de residuos. En personas sanas no es conveniente administrar diuréticos, el mejor diurético es beber agua.

Ejemplo del balance hídrico de un adulto sano

La persona adulta elimina de agua:

Transpiración 0,8 litros de agua
Orina 1,4 litros de agua
Heces 0,1 litros de agua
TOTAL 2, 3 LITROS DE AGUA

En contrapartida, una persona adulta ingiere de agua lo siguiente:

Bebidas 2 litro de agua
Alimentos 1 litro de agua
Agua metabólica* 0,3 litros de agua
TOTAL 3, 3 LITROS DE AGUA
*El agua residula metabólica, es el agua que se produce al oxidarse los principios inmediatos, se producen de 200 – 500 ml de agua al día.

Pérdida de agua

La falta de agua en el organismo es muy peligrosa, un adulto puede estar dos meses sin comer, dependiendo de las reservas, pero muere en menos de una semana si no bebe.

Por lo tanto la deshidratación es muy peligrosa y puede venir sin que te des cuenta sobre todo en niños pequeños, por trastornos digestivos que causen vómitos o diarreas y también por una sudoración excesiva.
La deshidratación produce sed, sequedad de la piel, agitación o somnolencia, pulso rápido, tensión baja, puede llegar a ocasionar insuficiencia renal y la muerte.
En ancianos se puede producir esta deshidratación progresivamente, tienen poca sed y prefieren lugares caldeados, para estas personas es aconsejable recomendar infusiones o caldos.
Unas de las causas del estreñimiento en nuestra sociedad es que bebemos poca agua, si bebes más agua el bolo alimenticio aumentaría de volumen y estimularía los movimientos peristálticos del colon.
Las infecciones urinarias y los cálculos de riñón también pueden aumentar si no bebemos lo suficiente.

Fuentes alimentarias

El contenido de agua de los alimentos es muy variable. Es prácticamente inexistente en azúcares y grasas, del 10-15% en harinas y legumbres, del 70-80% en pescados y carnes y del 90% en frutas y verduras. Cuanto mayor es la cantidad de agua de un alimento más fácil es que se descomponga, ya que es el medio adecuado para que se produzcan reacciones enzimáticas y proliferen los microorganismos.
Debes tener en cuenta, que el agua agregada a los alimentos intencionadamente (leche, vino, zumos de fruta) no es pura y puede llevar bacterias nocivas para la salud del consumidor.

Aguas de mesa

Las aguas de mesa son aguas minerales presentadas para su consumo, cerradas, rotuladas y precintadas. Se distinguen tres clases principales:

  • Agua mineral natural.
  • Agua de manantial.
  • Agua potable preparada.

Se llama agua mineral natural, al agua de origen natural y pureza microbiológica, de origen subterráneo, que brota de un manantial que puede ser natural o perforado, con propiedades que le permiten ser declarada de utilidad pública.

Agua mineral
Agua mineral

Cómo se clasifica el agua mineral natural

  1. Según su grado de mineralización: tienes aguas de mineralización débil, media o fuerte y también de mineralización marina. Las aguas de mineralización débil son diuréticas.
  2. Según la temperatura a la que brotan, puden ser frías, hipotermales, mesotermales e hipertermales.
  3. Según su composición, veremos algunos ejemplos:
    1. Aguas sulfurosas (Ledesma) contra afecciones de la piel.
    2. Aguas alcalinas (Vichy) contra afecciones de estómago.
    3. Aguas ferruginosas (Lanjarón) contra ciertas anemias.

El agua de manantial es también de origen subterráneo, es potable, pero no presenta las cualidades indicadas para las minerales.
Y el agua potable preparada, puede tener origen subterráneo o de superficie, pero ha tenido que ser tratada para llegar a ser potable, lo que está prohibido en los casos anteriores.

Electrolito

Molécula que se disocia en fase acuosa formando aniones, con carga eléctrica negativa, y cationes con carga eléctrica positiva. Veremos el cloruro sódico Cl Na. Los electrolitos aseguran la presión osmótica de todos los líquidos biológicos y por esto son muy importantes y obedecen a leyes muy estrictas.

Sodio (Na)

Se encuentra en el líquido extracelular, donde ejerce su papel manteniendo la presión osmótica y reteniendo el agua. Su misión principal es regular la cantidad de agua dentro del organismo. Si tenemos poca cantidad no podremos retener agua y habrá una tendencia a la deshidratación, por el contrario si tenemos mucha cantidad, nos hinchamos, es decir retenemos agua.
El sodio está presente en casi todos los alimentos, siendo muy ricos en él, los quesos y el pan. La principal fuente alimentaria la tenemos en la sal común, en general el sabor salado se acepta muy bien y el consumo de sodio está por encima de las necesidades reales, el exceso de sodio se elimina por la orina.
La recomendación está en 6 g/día de Cl Na como máximo. En personas con hipertensión la recomendación está en no sobrepasar el g/día.

Potasio (k)

El potasio es el principal catión del medio intracelular. Regula el contenido en agua del interior de la célula. También interviene en otras funciones importantes: síntesis proteica y síntesis de glúcidos así como en la excitabilidad neuromuscular.
No existen carencias dietéticas de potasio, ya que todos los alimentos lo contienen en cantidad suficiente, por el contrario las dietas pobres en potasio son de difícil realización práctica.

Cloro (Cl)

El cloro es el principal anión del líquido extracelular. Su misión es mantener la presión osmótica y también el equilibrio ácido básico. Es el componente esencial del jugo gástrico.
Las necesidades son de 1 g/día y están suficientemente cubiertas. Todos los alimentos ricos en sodio o en potasio lo son también en cloro.

Contenido en agua de distintos alimentos

ALIMENTO AGUA (g/100g)
Leche entera 88
Yogurt 86
Carne 55
Pollo 67
Pescado 80
Aceite 0
Frutas 80
Pan 35
Arroz 11
Guía definitiva sobre el agua y electrolito
4.7 (93.33%) 3 votos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here